Al menos seis muertos y 10 heridos en tiroteo en California

Al menos seis muertos y diez heridos dejó un tiroteo registrado la madrugada del domingo en la ciudad de Sacramento, en el estado de California, informó la Policía local.

Kathy Lester, jefa del departamento de Policía de la capital californiana, en la costa oeste de Estados Unidos, confirmó el saldo de víctimas. Por el momento no hay detenidos.

El tiroteo ocurrió en el centro de Sacramento, que tiene muchos bares y restaurantes, alrededor de las 02H00 locales, cerca del parlamento local y del escenario donde juegan regularmente el equipo de baloncesto Sacramento Kings.

Poco después de las 04H00 locales, las autoridades habían exhortado a través de Twitter a evitar el área de los hechos, “ya que permanecerá una gran presencia policial y la escena permanece activa”.

Según Lester, los agentes, que acudieron al lugar tras escucharse los disparos, patrullaban en las cercanías.

“Había una gran multitud en el área. No sabemos si era parte de la asistencia a un club o un evento”, dijo.

El periódico The Sacramento Bee informó que había vidrios rotos y marcadores policiales en la zona de la investigación a lo largo de dos cuadras. Los investigadores utilizan esos marcadores para señalar elementos de interés, como casquillos de balas u otros tipo de pruebas.

Fuentes citadas por The San Francisco Chronicle indicaron que los disparos comenzaron en el marco de una pelea entre gente que salía de los bares.

“Fue horrible”, aseguró a la emisora local KXTV el activista comunitario Berry Accius, quien llegó minutos después del tiroteo.

“Tan pronto como llegué, vi una escena caótica, policías por todos lados, víctimas con sangre por todo el cuerpo, gente gritando, gente llorando, gente que decía: ‘¿Dónde está mi hermano?’ Madres llorando y tratando de identificar quién era su hijo”, señaló.

En declaraciones al Sacramento Bee, Accius dijo que testigos presenciales le comentaron que “de repente, la gente decía que había problemas en otro lado, que estaba teniendo lugar un altercado y luego hubo disparos y que no era el pop-pop-pop normal… era una artillería de alto poder”, relató al diario.

En tanto, el Chronicle cita asimismo a una mujer en el lugar de los hechos, a la que no identifica, quien afirmó que le dijeron que su marido figuraba entre los muertos.

Explicó que un extraño contestó el teléfono de su esposo cuando su hija llamó, pero que no pudo averiguar lo sucedido, pese a que espera desde hace varias horas a que la policía le de información.

“Parece que mucha gente inocente perdió la vida esta noche”, dijo la mujer al Chronicle. “No hemos obtenido una respuesta”.

“Difícil de comprender”

El alcalde de Sacramento, Darrell Steinberg, dijo que le era difícil encontrar las palabras adecuadas para describir la tragedia.

“La cantidad de muertos y heridos es algo difícil de comprender”, afirmó.

“Esperamos más información sobre lo que ocurrió exactamente en este trágico incidente, el aumento de la violencia armada es el flagelo de nuestra ciudad, estado y nación, y apoyo todas las acciones para reducirlo”, subrayó.

Se trata del último tiroteo masivo en Estados Unidos, donde las armas de fuego causan unas 40.000 muertes al año, incluidos suicidios, según el sitio web Gun Violence Archive.

Una laxitud en las leyes de acceso a las armas y el derecho a su porte garantizado por la Constitución dificultan los intentos por reducir su circulación, pese a sondeos que indican que una mayoría de favorece mayores controles.

Tres cuartas partes de todos los homicidios en Estados Unidos se cometen con armas de fuego, en tanto el número de pistolas, revólveres y otras armas de fuego sigue en aumento.

En 2020 se vendieron más de 23 millones de armas, una cifra récord, y otros 20 millones en 2021, según datos compilados por el sitio web Small Arms Analytics.

Ese número no incluye las denominadas armas “fantasma”, que se venden desarmadas y carecen de números de serie, por lo que son muy apreciadas en los círculos criminales.

En junio de 2021, un 30% de los adultos estadounidenses dijeron poseer al menos un arma, según una encuesta de Pew.

Los comentarios están cerrados.