4 tips para usar un aparato de ejercicio sin lastimarte

Te has comprado uno de los aparatos de ejercicio que tanto ansiabas tener y por fin vas a iniciar una rutina de entrenamiento en casa. ¡Eso es genial! Pero, ¿sabes cómo protegerte de las lesiones?

Estas son algunas ideas para que evites iniciar tu vida fitness con un accidente.

 

Revisa las instrucciones antes de usar por primera vez tu aparato

Los mejores aparatos para hacer ejercicio en casa tienen una garantía y un instructivo de uso. ¡No lo tires sin leerlo! Contiene las indicaciones sobre qué tipo de ejercicios puedes realizar en él y de qué manera deben hacerse.

Algunas personas omiten leer las instrucciones del aparato y terminan frustradas porque no saben cómo manejarlo para obtener el máximo beneficio y al final destinan la máquina a un rincón del clóset.

 

El calentamiento previo al ejercicio es fundamental

Los músculos y las articulaciones son propensos a lesionarse cuando no se han calentado lo suficiente antes de hacer deporte o ejercicio en casa.

Ocupar de 15 a 20 minutos realizando movimientos que activen el sistema músculo-esquelético y cardiovascular, reducirá en gran medida el riesgo de desgarres y torceduras.

 

Viste con el outfit perfecto para hacer ejercicio

Por increíble que parezca, hacer ejercicio con la ropa y el calzado inadecuados te puede llevar al hospital.

El aparato se puede atorar con las prendas haciendo muy incómodos los movimientos y si estás descalzo o usas sandalias, no tendrás un punto de soporte antiderrape, incluso te podría caer el aparato encima y lastimarte.

La vestimenta que debes usar para tu rutina de entrenamiento debe incluir:

  • Tenis para hacer deporte.
  • Pants ligeros, leggins o shorts ajustados.
  • Lencería de algodón, evita lo sintético.
  • Top, camiseta o playera cómoda de algodón.

Por último, recoge tu cabello si lo tienes largo para que no te estorbe en la cara y no se atasque con el aparato.

 

Si ya te lesionaste, date tiempo para recuperarte

Hacer ejercicio con una técnica incorrecta no solo afectará los resultados que esperabas lograr en tu figura en el tiempo que habías establecido, también pondrá en riesgo tu salud.

Si ya te lastimaste, deja descansar a tu cuerpo por el tiempo que te haya recomendado el médico. Si no tienes paciencia y dejas de seguir el tratamiento no te habrás recuperado al 100 y tendrás complicaciones más severas.

Tu casa es el lugar más seguro donde puedes practicar ejercicio ahora que la pandemia nos ha obligado a estar guardados. No tienes por qué arriesgarte a una lesión usando un aparato para ejercicios. Sigue estas pautas y logra sacar el mejor provecho a tu inversión.

Los comentarios están cerrados.