Alertan presencia de vendedores de servicios piratas en CSL

Alertan por estafa de vendedores de servicios turísticos

El presidente ejecutivo de Asudestico, Javier Olivares, aseveró que no tiene nada que ver este asunto con la actividad del tiempo compartido 

 

El presidente ejecutivo de la Asociación Sudcaliforniana de Desarrolladores de Tiempo Compartido (Asudestico), Francisco Javier Olivares, afirmó que se ha controlado en el destino la presencia de salas piratas que ofrecen tiempo compartido y otros servicios gracias a operativos donde participan Profeco, Seguridad Pública y otras autoridades, sin embargo, lo que está resurgiendo es la presencia de ambulantes que ofrecen servicios turísticos que no cumplen a los visitantes o público local. 

“Lo que sí es muy peligroso y no como tiempo compartido, sino como en general es toda la gente que está en la marina ambulanteando y vendiendo diferente servicios, porque a veces no los dan, ofrecen paseos turísticos o de pesca y como no hay como poder localizar a la persona, defraudan al turista, el turista es a veces muy confiado, les dan un papel y ellos se van conformes y resulta que abusaron de su confianza”.

Esto está ocurriendo en el tema de los servicios turísticos, pero muchos lo confunden con tiempo compartido y no tiene nada que ver, son gente que se dedican a vender diferentes actividades pero andan caminando.

Puntualizó que estos servicios no tienen nada que ver con el tiempo compartido, aunque lamentablemente se confunde, pero no es tiempo compartido porque está prohibido en esta industria ambular.

En el caso de la industria del tiempo compartido, los vendedores tienen que estar en un lugar específico en restaurante, locación pero no pueden andar caminando por el recinto portuario porque los penalizan tanto el API como la misma Asociación.

Asimismo, recomendó a la población local y turistas comprar los servicios en lugares establecidos.

“Que compren en lugares establecidos, si van a hacer alguna actividad que vayan a un lugar establecido con teléfono de la persona para que puedan reclamar en caso de que no les den el servicio, pero en un ambulante en donde lo agarran como lo hacen para localizarlo es muy difícil”.

Muchas de las veces lo que sucede es que el turista va caminando por la zona de la marina o mismo centro y ahí es abordado por gente que les ofrece los servicios turísticos, pero no tiene nada que ver con tiempo compartido.

“Nosotros no podemos ambular, está prohibido”, recalcó.

En el caso de la marina, dijo, es una área muy grande, hay gente que está ambulantando y ofreciendo servicios, pero no nada más ahí, sino en todo el centro turístico, andan caminando personas portando diferentes cartelones, por lo que dijo hay que tener mucho cuidado, comprar solo en lugares establecidos, cualquiera de las actividades turísticas que deseen contratar en el destino turístico.

Comparte