Ambulantes perderán licencias por buscapleitos

Ante los hechos que se registraron el pasado lunes 27 de junio en donde dos prestadores de servicios protagonizan una disputa en las playas de El Médano; José Samuel Cisneros Peruyero, jefe de Inspección Fiscal afirmó que situaciones tan lamentables no se permitirán en Los Cabos, por lo que al momento ya se efectuaron las multas correspondientes, no obstante, se está analizando el retiro de licencias de forma permanente.

“Lo que nosotros estamos haciendo es lo que nos corresponde, que es verificar número uno si cuentan con sus permisos, ver si se les retiran por cuestión de falta al reglamento, así mismo, el día de hoy ya no se les permitió que se establecieran en sus lugares de venta”, manifestó Cisneros Peruyero.

“Vamos a estar trabajando en coordinación con Seguridad Pública y algunas otras dependencias para poder darle certidumbre de seguridad a la gente que visite nuestras playas”, señaló.

Aseveró que disputas de tal magnitud son situaciones que no pueden ocurrir, pues uno de los compromisos de la administración es que Los Cabos es garantía de playas limpias y seguras. 

“Fue un caso aislado, pero si vamos a tomar cartas en el asunto porque no queremos que vuelva a suceder, la verdad que todo mundo tiene derecho a llevar el sustento a su hogar, pero respetando el derecho que tienen los terceros, no podemos seguir dejando que acontezcan este tipo de cosas en donde la gente va a vacacionar, donde hay niños, donde debería de ser un ambiente familiar, vamos a trabajar para que las playas de Los Cabos sigan siendo las playas más seguras de México”, enfatizó.

José Samuel Cisneros Peruyero puntualizó que la dependencia que encabeza hasta el momento, efectuó las multas como las actas correspondientes, aunado a que se les decomisó su venta, mientras que la dirección de Seguridad hizo lo pertinente, e invitó el resto de prestadores de servicios que tomen esta situación como ejemplo, pues el reglamento es muy claro y el artículo 54 advierte que el municipio puede acreditar y desacreditar a las personas que laboran.

Los comentarios están cerrados.