AMLO abierto al dialogo en el caso de Iberdrola

AMLO abierto al dialogo en el caso de Iberdrola
El presidente Andrés Manuel López Obrador reiteró que está abierto al diálogo y que se llegará a un acuerdo con la empresa Iberdrola, y aseguró que su gobierno no está violando ningún ordenamiento legal en su política en materia energética y que se apegará a lo que se establecen acuerdos comerciales y lo que se estableció en el T-MEC, en esta materia. En conferencia de prensa, el titular del Ejecutivo federal señaló que las quejas que se han hecho ante el gobierno de Estados Unidos por la política del gobierno mexicano en materia energética y ante la entrada en vigor del T-MEC, son legítimas. El mandatario indicó que lo que está haciendo su gobierno es poner orden en este sector, por lo que no se permitirá que continúen negocios en los que se autorizaba a lucrar y afectar el interés general y la hacienda pública.
 "Es muy valido el que existan  estas incomodidades en una sociedad democrática, hay libertades para expresar las diferencias, eso es lo que están haciendo algunas empresas que no están conformes con la nueva política del gobierno federal en materia de petróleo, electricidad, lo que tiene que ver con el sector energético".
Y agregó: "Nosotros no estamos violando ningún ordenamiento legal, estamos poniendo orden porque sentimos que hubieron excesos, que hubo mucha corrupción en el sector energético. Es de dominio público que empresas extranjeras y nacionales  hicieron jugosos negocios al amparo del poder público, que hubo contubernio, complicidades". El mandatario recordó el caso de Odebrecht, en donde señaló que se compró una planta de fertilizantes  a precios elevadísimos, "y muchos otros. Entonces estamos poniendo orden, porque no vamos a permitir que sigan haciéndose estos negocios que permitían lucrar y afectan el interés general, la hacienda pública por esa corrupción que imperaba en la CFE, en Pemex".
"Se afectó mucho al pueblo de México porque toda esa corrupción se sostenía en el cobro de tarifas elevadas en energía eléctrica, por precios constante en el precio de los combustibles, gasolinazos".
En este sentido, López Obrador aseguró que el pueblo mexicano "pagaba los platos rotos" , por lo que se está poniendo orden y lo vamos  a seguir haciendo, respetando el marco legal, apegándonos a lo que establecen en los acuerdos comerciales, el Tratado, lo que se acordó en el Tratado". El mandatario destacó que "lo que creo que está pasando y repito es legal y legitimo, son pues en defensas de intereses por mantener las mismas condiciones que consideramos muy favorables para la empresa y muy desfavorables para el pueblo de México y para la nación".
"Estamos abiertos al dialogo y nos vamos a poner de acuerdo, porque también es necesario, subrayarlo, el propósito era privatizar por completo el sector energético nacional, es decir, acabar con la CFE y con Pemex. La gente pues votó por un cambio, nosotros plantemos que no íbamos a mantener la política de privatizaciones y es lo que estamos haciendo y vamos a fortalecer a la CFE y a Pemex porque son dos empresas públicas importantísimas para el desarrollo económico de México, eso es lo que está sucediendo".
Comparte