El cáncer de mama es curable si se toman medidas de prevención

Con motivo del Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer de Mama la Cámara Nacional de Comercio de Los Cabos realizó una plática para la concientización de ésta enfermedad mamaria a cargo de la doctora María del Carmen Mora Romero, quien destacó la importancia de detectar a tiempo cualquier signo del padecimiento y de los mitos de la mastografía

La doctora Mora Romero, radióloga informó que por iniciativa de la Organización Mundial de la Salud cada 19 de octubre se celebra para crear conciencia y promover que cada vez más mujeres accedan a controles, diagnósticos y tratamientos oportunos y efectivos, buscando sensibilizar sobre la importancia de realizarse regularmente un examen de mamas, con la finalidad de detectar cualquier signo o anomalía que sugiere esta enfermedad mamaria o cáncer de mama

Puntualizó que el cáncer de mama es una enfermedad que cada vez estamos más cerca de poder curar si se toman las medidas de prevención necesarias.  

Desde el año  2020 marcado por la pandemia de la COVID-19 que también ha afectado a muchas pacientes de cáncer de mama por el colapso asistencial, así como  el  temor  en acudir a las revisiones anuales debido a la preocupación por contagiarse en todo el mundo.

Hoy más que nunca se debe recordar la gran importancia de realizar las revisiones con Mastografía para la detección oportuna de esta terrible enfermedad. 

La mastografía es un tipo especial de estudio de rayos X con muy baja dosis de radiación. Se realiza con equipos especiales llamados mastográficos especialmente diseñados para evaluar las mamas en busca de lesiones sospechosas que podrían indicar un cáncer.

Reiteró que es recomendable que todas las mujeres a partir de la edad de 40 años se realicen  una mastografía una vez al año todos los años.

 

Contra-el-cáncer-de-mama
Plática sobre la concientización de la enfermedad

LOS MITOS DE LA MASTOGRAFÍA:

Las mastografías solo pueden detectar signos de cáncer cuando la enfermedad ya está en sus últimas etapas”

Falso. Las mastografías se usan para detectar el cáncer en sus etapas iniciales, es decir, cuando recién está comenzando en mujeres sin ningún síntoma. Por eso, es el único método que disminuye las muertes por cáncer de mama al descubrir la enfermedad a tiempo u oportunamente.

“Duele realizarse una Mastografía”

Esto varía de mujer a mujer. Un pequeño porcentaje presenta algún tipo de dolor leve, pero si se piensa que este examen solo se realiza una vez al año y puede salvarte la vida, el dolor que pudiera ocurrir se convierte en uno tolerable.

El dolor que se pudiese presentar es el resultado de la compresión de la mama, pero este proceso es muy importante para obtener una buena imagen interna de ella y así realizar un buen diagnóstico.

Se prefiere realizar la mastografía entre el 5to y 15to día luego del primer día de menstruación (aun si hay sangrado) para evitar  el periodo donde son más sensibles y son muy susceptibles al dolor, sin embargo, se puede realizar en cualquier momento. 

“Las mastografías representan un riesgo a la salud. Producen cáncer ya que te expones a radiación peligrosa”

Falso. No producen ningún riesgo a la salud si se llevan a cabo con una indicación médica adecuada. El beneficio de encontrar alguna señal de cáncer lo supera en creces; además, los equipos modernos emiten mínima radiación y reproducen una mejor imagen.

“Las mastografías son muy caras”

Valen lo que tiene que valer. Eso sí, debes considerar realizarte este tipo de examen en un lugar o centro de salud en donde te garanticen que será tomado por profesionales tecnólogos y médicos preparados. También debes asegurarte que los resultados sean estudiados por un médico radiólogo bien entrenado y con experiencia. Una inversión que solo la deberás realizar una vez al año podría ayudarte a salvar tu vida.

“No necesitas una mastografía. Con un autoexamen de mamas es suficiente”

¡Absolutamente falso! Las mastografías ayudan a detectar el cáncer cuando aún no se da ninguna manifestación, es decir, cuando aún no sientes ni te palpas algo al realizarte algún tipo de autoexamen.

“No puedes realizarte una mastografía si tienes un implante mamario”

Totalmente falso. Al igual que los implantes mamarios no te protegen del cáncer ni lo producen, tampoco impiden que debas realizarte esta prueba. La única diferencia en cómo se realizará una mastografía es la técnica que se deberá seguir.

Si tienes un implante mamario y deseas tomarte una mastografía, esta se realizará de una manera diferente a la común, adicionando una toma mastografica  especial en cada mama.

“Las mastografías son imprecisas”

Falso. La eficacia de las mastografías es muy alta. No obstante, los resultados dependerán de si la mastografía se llevó a cabo de manera correcta y si la paciente presenta mamas densas. En estos casos, podría haber una disminución en la sensibilidad del método para detectar el cáncer.

De igual manera, si la paciente no se realiza una mastografía no se podrá saber si tienes mamas densas y si es necesario adicionar otros estudios complementarios como el ultrasonido mamario como complemento. Tampoco se podrá identificar un cáncer inicial que podría estar manifestándose en microcalcificaciones, pues solo la mastografía es capaz de verlas.

“Todos los cánceres de mamá pueden detectarse con una mamografía”

No, no todos, pero sí la mayoría. Siempre se debe comenzar con una mastografía y adicionar los métodos complementarios como una ultrasonido, tomosíntesis, mastografía contrastada, resonancia magnética entre otros. 

“No necesitas realizarte una mastografía antes de los 40 años”

Sí, es cierto. Las mastografías de detección se realizan a los grupos de mujeres de mayor riesgo, es decir, a partir de los 40 años de edad. Por otra parte, una mujer puede necesitar una mastografía a cualquier edad si está indicada por el médico radiólogo especialista en imágenes mamarias o por su médico tratante en caso necesario.

 

Los comentarios están cerrados.