Clasificación y centros de acopio: proponen soluciones para manejo de residuos sólidos

En su tercer miércoles, el Foro Ciudadano de Coparmex, a través de Radiante 89.1 FM, se dio cita para continuar buscando soluciones al tema de residuos sólidos y su manejo, en esta ocasión desde la vista desde lo local y con atención a la zona rural.

En este tenor, Jaqueline Valenzuela, directora del CERCA y moderadora del Foro Ciudadano en compañía Zoila Chiquete, coordinadora del programa de Cultura Ambiental del XIV Ayuntamiento, Nayeli Márquez Redondo representante de Biosea en BCS y la Dra. Deneb Peredo, profesora investigadora de la Universidad Autónoma de Baja California Sur arrancó el programa preguntando por las posibles soluciones a través del aprovechamiento de los residuos sólidos en las comunidades rurales.

En este sentido la representante del Ayuntamiento destacó que una de las posibles soluciones es el continuar con los acopios solo que, de manera más continua, tema que ya está en la planeación de trabajo.

Por su parte Nayeli Márquez Redondo destacó que es de suma importancia la capacitación, así como la educación del reciclaje en la población en general para que esta a su vez, con el apoyo de la iniciativa privada y gobierno aboguen para que los residuos no terminen en confinamiento en los rellenos sanitarios.

Explicó que en lo particular como empresa ellos se han sumado a los programas de reciclaje por lo que captan tanto el medicamento caduco como las pilas de la población para que no termine contaminando el resto de la basura, es por eso que hoy en día son un Centro de Acopio certificado en BCS.

Las panelistas destacaron que si bien los centros de acopio son de gran importancia es necesario que estos se acerquen al programa de Cultura Ambiental para que se tenga un control de los mismos y a su vez se les impulse a la certificación.

Reiteraron a la población que es vital que sepan que no todo es basura, destacando los medicamentos caducos, las pilas, el PET, el papel, así como aparatos electrónicos, por lo que invitaron a ser unos de los centros de acopio, de ahí su importancia de contar con más de este tipo de espacios y de manera más continua, puesto que, por parte del Ayuntamiento solo se efectúa el primer jueves de cada mes, en Cabo San Lucas, sobre la avenida Morelos, ex calle militar y en San José en la unidad deportiva Rodrigo Aragón Ceseña.

Así mismo Deneb Peredo reiteró que todo programa de gestión ambiental de residuos tiene que empezar por la minimización desde la fuente eso quiero decir que cada integrante de la población tiene que tomar conciencia de que cada producto adquirido se convertirá en un residuo por ende también es responsabilidad del consumidor ver por una disposición responsable:

“Nosotros deberíamos de estar realmente tratando en nuestro día a día de buscar cómo disminuir la generación de residuos, porque el hecho de llevarla al reciclaje implica un costo energético, el hecho de convertirlo en abono implica otra generación de gases de efecto invernadero, todo proceso de aprovechamiento, de transformación tiene un gasto, entonces la primera estrategia definitivamente creo que debería de ser comenzar por la sensibilización, reducir en lo posible los residuos que estamos generando y en ese sentido pues hemos estado trabajando bastante en diferentes eventos, webinar, difusión en redes sociales , difusión a los estudiantes, que los estudiantes puedan ser también pues los que vayan a promover esto en sus comunidades”.

Informó que a la falta de información se suma la falta de espacios para tratar los residuos, por ende, es necesario la intervención del Gobierno Estatal como Federal.

Así mismo dio a conocer que los desechos en si no son desechos, puesto que todos son recursos, y dijo:

“Y de hecho cuando uno ve las estadísticas del diagnóstico básico para la gestión integral de residuos se da cuenta que el 46% de los residuos que generamos en México podrían ser reaprovechados de alguna manera, sin incluir los orgánicos” los cuales dijo representan más del 40 % que se pueden compostar en casa, por lo tanto poco más del 80% de los residuos no deberían estar llegando al relleno sanitario.

Mencionó que actualmente como institución educativa han puesto en marcho un centro de compostaje el cual operará con la basura orgánica de los alumnos para a su vez ellos vender la composta misma que ayudará a la seguridad alimentaria, a mayor crecimiento de plantas a evitar de desertificación a tener suelos más ricos y orgánicos.

En cuanto a costos destacaron que es más fácil, económico, pero también rentable, por lo que solo se quiere de tiempo, poco esfuerzo, pero sobre todo voluntad.

Exteriorizan que las opciones son diversas en cuanto a disposición de los residuos sólidos solo se requiere conjuntar esfuerzos y encontrar los mecanismos correctos para con ello tener grandes beneficios principalmente ambientales, pues un biodigestor de aproximadamente 5 mil litros puede reducir 2.2 viajes de avión de Tijuana a Cancún en cuanto emisiones de gases al año.

Finalmente concretaron que son medidas de mitigación muy concretas en materia de residuos sólidos al cual bien valdría la pena apostarle al 100% para con ello promover tanto la salud de las comunidades, el acercamiento a los compromisos de la agenda 2030, fuente de ingresos adicional a partir de desechos sólidos, y aminorar el daño ambiental.

 

Los comentarios están cerrados.