Con salud todo; sin salud, nada

Personas usando cubrebocas

"Palabra de Mujer"

El coronavirus SARS-CoV2 (COVID-19) ha puesto de rodillas al mundo entero.

Grandes potencias como Estados Unidos, Alemania, Francia, Inglaterra, Rusia, entre otros, libran una gran batalla contra el virus que a la fecha ha cobrado 619 mil 150 muertos en el mundo; 41,205 en México y 144 en Baja California Sur.

Cada día conocemos más casos de infectados, de conocidos o amigos fallecidos; sin embargo seguimos sin ser responsables, sin ser solidarios siquiera con la familia.

Esta enfermedad que nos tiene de rodillas, debería sacarnos lo mejor que tenemos como raza humana, ser solidarios y comprensivos con los demás, pero no ha sido así, vemos a gente agrediendo a los médicos, ciudadanos indolentes que andan en la calle sin cubrebocas, ¡qué nos pasa!

Autoridades sanitarias han expresado que son los adultos (mayores de 60 años) y las personas con enfermedades crónico degenerativas los más endebles ante la enfermedad, los jóvenes y los niños son los más resistentes a la enfermedad, por ello no es fortuito que es este sector de la población al que se le ve más libremente por la calle o en las playas, sin cubre bocas y sin ninguna otra medida de prevención.

Otros, pierden el tiempo culpando a los Gobiernos de este mal.

Mientras no haya vacuna, tenemos que asumir nuestra propia responsabilidad.

Debemos atender los llamados de las autoridades de quedarnos en casa, de salir solo si es necesario o si son de quienes viven al día y tienen que salir a trabajar; de utilizar cubreboca en la vía pública o en lugares cerrados con grandes aglomeraciones, evitar fiestas y reuniones familiares, proteger a nuestros familiares ancianos o con enfermedades crónico degenerativos.

A los políticos, prudencia y responsabilidad, no pueden andar en la calle realizando reuniones de afiliaciones partidistas, ni de otra índole. Mucho menos tomándose fotos entregando despensas o cualquier otro apoyo a la gente. Eso lejos de sumarles les resta.

Acciones aplaudibles son las que alista la Asociación de Hoteles de Los Cabos, el Consejo Coordinador de Los Cabos, el sindicato de la CROC y los tres niveles de Gobierno, una campaña masiva de entrega de cubre bocas a la población, de promoción intensa del uso de cubreboca en todos lados, de fortalecer su higiene personal y otras acciones que ayuden a disminuir la velocidad de los contagios del virus.

Hoy en día el mundo y de manera particular Baja California Sur, que es donde vivimos, enfrentan dos grandes problemas, el problema sanitario y el problema económico.

Ambos van ligados, para resolver el problema económico, antes tenemos que resolver el problema sanitario.

Los niños no van a poder regresar a clases ni sus padres totalmente al trabajo, si antes no logramos disminuir la velocidad de los contagios del Coronavirus.

Qué tiene que pasar para entender qué nos estamos extinguiendo y no estamos haciendo nada ni siquiera por nosotros mismos. ¡Carajo ya quédate en casa!

Explotación infantil, otra cruda realidad

En la columna pasada hacía mención a un grave problema en Los Cabos y en otros destinos turísticos del país.

¿Hasta cuando la invisibilidad del maltrato infantil ?

Ni con la pandemia por el Covid-19 han parado las agresiones contra niños y adolescentes, por el contrario es un problema que se acentúa cada día más, desde niños abusados sexualmente, explotados, con golpes, asesinados, como el caso que conmovió al país entero y que también generó la irritación social, la pequeña que fue entregada por una mujer a su victimario, para abusarla y después matarla, hecho horrorífico en Ciudad de México, hasta el caso reciente de los dos niños encontrados amarrados en su hogar, en Tecámac, Estado de México.

La pregunta: ¿Qué nos pasa como sociedad?, ¿Porqué autoridades tan indolentes?, ¿Hacia dónde vamos, si no cuidamos y protegemos a nuestra niñez?

Esto es algo que está descarnando a México y aquí el cuestionamiento va en dos sentidos, qué estamos haciendo como sociedad y qué hacen las autoridades, es lamentable conocer de miles de casos y nadie hace nada, creo que es una reflexión que nos debe llevar a pensar en asumir una postura más exigente, es algo que nos puede pasar a nosotros, a nuestros vecinos, en cualquier momento.

Recordará estimado lector que en diciembre del 2016 entonces la Procuraduría General de la República atendiendo denuncia interpuesta por el Consejo Coordinador de Los Cabos por el problema de explotación infantil en Cabo San Lucas, realizó operativo sorpresa logrando la detención de 11 padres de familia que tenían trabajando a un total de 15 menores de 1 a 12 años de edad, vendiendo chicles y artesanías en La Marina. A raíz de ese operativo en el que intervinieron el DIF a través de la PAMAR, Seguridad Pública, Inspección Fiscal, Derechos Humanos, el problema disminuyó, sin embargo cada temporada alta reaparece y también en esta temporada de pandemia.

A petición de la regidora Isabel Castro, la Procuraduría General de Justicia del Estado realizó hace dos semanas operativo, porque se han detectado a 24 menores y adolescentes en la zona de La Marina y a 42 niños y adolescentes en la playa del Médano, vendiendo todo tipo de productos y en riesgo permanente.

Sin embargo, no bastan solo operativos, sino sanciones fuertes a los responsables, para frenar toda esta situación que vulnera a nuestros niños queda un gran trabajo por hacer de las autoridades, legislativos y de la misma sociedad.

Hasta aquí, he dicho...

Comparte