De nuevo el martirio de padres de familia ante próximo periodo de preinscripciones: ARPF

San José del Cabo.- Al igual que en la ciudad capital, en el municipio de Los Cabos aún no inician las preinscripciones y ya empieza la angustia de los padres para garantizar un lugar a sus hijos, ya ha habido casos de tutores que se han acercado a la Asociación de Padres para que apoye para el cambio de sus hijos de la escuela privada a la pública, por lo que se espera otro mes de ‘terror’ en febrero para los padres.
Así lo indicó la presidente de la Asociación Regional de los Padres de Familia, Adriana López Monje, quien dijo que ayer recibió la primera llamada de un padre de familia, más bien abuelo que tiene a su cargo un menor adolescente, quien estudia en una escuela particular, pero al ser pensionado no le alcanzan los ingresos y busca un espacio en la escuela pública para el próximo ciclo educativo.
“Lamentablemente los maestros le dijeron que no hay lugar para esos niños que vienen de escuelas particulares; terrible, el tutor está solicitando un espacio en la Secundaria Técnica 14 y la respuesta fue un no rotundo; esto no puede seguir pasando, porque al final de cuentas el Estado debe garantizar los espacios”, acotó.
Sostuvo que las autoridades tienen la idea que las escuelas particulares vienen a apoyar ese déficit de espacios, pero la obligatoriedad de la educación la tiene el Estado y debe tener los planteles suficientes para dar atención a la demanda desde jardín, primaria, secundaria, bachillerato y hasta universidad.
Sostuvo que las autoridades hacen ‘cuentas alegres’ diciendo que con las escuelas particulares lograrán satisfacer la demanda, pero luego viene la triste realidad cuando no hay espacios que alcancen, con el tormento de los padres que terminan acampando en los planteles educativos.
“Desde ahorita ya hay la angustia del padre de familia, me reuniré con esta persona para apoyarlo y vamos a dirigirnos a Servicios Escolares, trataremos de garantizar el espacio al menor porque es su derecho, ni lo pueden condicionar y si vive cerca de ahí tiene derecho a aspirar a un lugar’’, recalcó.
Observó que así se tiene años batallando con el mismo reclamo de los padres, asegurar un lugar a sus hijos, cuando la opción es digitalizar el programa de preinscripciones y registrar a los estudiantes en base a un censo, con eso se evitarían las largas filas y acampadas de padres de familia.

Los comentarios están cerrados.