30% de escuelas con deficiencias en su infraestructura 

Tras anunciarse el regreso a las aulas de manera presencial, la alegría de los alumnos y padres se hizo notar. Hasta el momento se cuenta con el registro del 50 % de la matrícula de alumnos que ya regresaron a los salones de clases.

Si bien esto no ha provocado una felicidad total entre los padres, debido a que las escuelas continúan con las mismas deficiencias en su infraestructura como los ciclos escolares pasados; evitando que esto garantice la seguridad y salud de los pequeños durante sus clases presenciales, así lo dio a conocer Adriana López Monje, presidenta de la Asociación de Padres de Familia de Los Cabos.

“Estoy viendo muchos niños de regreso, por lo menos está el 50 %, y se ve la actividad; los protocolos. Las escuelas siguen con las mismas deficiencias, de hecho la semana pasada estuve con el gobernador y le comente que para sumar esfuerzos”.

El problema más grave de los planteles educativos es que la mayoría no cuentan con depósitos para almacenar agua potable. Por esta razón no han podido iniciar sus clases.

Padres de Familia mencionaron que es importante que las escuelas cuenten con todas las medidas de bioseguridad para evitar contagios dentro de las escuelas, por lo que han recurrido a asociaciones civiles en busca de apoyo para mejorar el equipamiento de las escuelas.

“Tenemos un convenio con los Marianos Trinitarios para poderlos apoyar en cuanto a el equipo, por ejemplo tinacos. Todas las escuelas necesitan tener depósitos suficientes de agua; porque tú sabes que la carencia de agua es enorme; debemos tener esos depósitos para garantizar los protocolos de seguridad y sanidad para los niños”.

La representante de la Asociación de Padres de Familia resaltó que el 30 % de las escuelas públicas del municipio no están en condiciones óptimas de brindar el servicio a los alumnos. Por este motivo analizan las acciones necesarias que puedan ayudar a que estas escuelas cuenten con los requerimientos mínimos en su infraestructura para poder brindar clases de forma segura.

“En su mayoría regresaron con las mismas deficiencias, no han cambiado. Un 30 % no regresó porque no había las condiciones con la infraestructura, pero el otro 70 % ya regresó con su sistema híbrido que están implementando, que unos van un día y otros no. La infraestructura sigue igual, en eso no ha cambiado nada”.

Por último, Adriana López Monje reconoció el trabajo arduo tanto de los padres y autoridades para continuar mejorando la infraestructura de las escuelas, recalcó que estos espacios a pesar de la Alerta Sanitaria y las carencias que se cuenta, son seguros y no ponen en riesgo la salud de los niños, jóvenes, docentes y directivos.

Los comentarios están cerrados.