Imputan a exasesor de Trump por negarse a declarar sobre asalto al Capitolio

El exasesor de Donald Trum, Seteve Bannon, fue imputado este viernes por el Comité del Congreso de Estados Unidos, por el asalto al Capitolio que se llevó acabo el 6 de enero, ya que de acuerdo a los investigadores podría tener información sobre un presunto lazo entre los fanáticos de Trump y exmiembros de la Casa Blanca.

Bannon que también es señalado por haber estado presente en la Sala de Guerra de los simpatizantes del expresidente republicano en el Hotel Willard, en Washington durante el asalto y habérselo informado el mismo Trump, se negó a cooperar con la investigación, además de proporcionar documentos y testimonios sobre los disturbios, al igual que por haberlo anticipado un día antes en su podcast.

Ante eso, su abogado Robert Costello dijo a la Comisión que su cliente no cooperará con nada por órdenes de Trump bajo el argumento de que tanto los documentos, como testimonios se encontraban protegidos por el “privilegio ejecutivo” y que deberían de ser respetados y honrados, ya que pertenecían al expresidente Trump.

Sin embargo la actual administración de Joe Biden se niega a hacer válido el “privilegio de ejecutivo” debido a la magnitud del ataque realizado, por lo que solicitaron al abogado de Bannon que tendrá que testificar de todas formas.

Esto ha dividido opiniones, pues algunos aseguran que aunque sean órdenes del exmandatario estadounidense, no está del todo resuelto el “privilegio ejecutivo” y que actualmente Bannon no trabaja para el gobierno, por lo que no es válido.

Sumado a todo eso, la Cámara de Representantes presentó una resolución en su contra y lo acusó por haber desempeñado distintos papeles durante el evento y lo han presionado constantemente para que hable, pues el pueblo estadounidense tiene derecho a saber la verdad. Por otra parte el secretario Merrick Garland, solicitó que Bannon fuera acusado, tras su remisión al Departamento de Justicia por desacato, el 21 de octubre.

Tienen previsto que proceso sea largo, pues la Comisión que investiga el caso se ha visto afectada ante la negativa de los exfuncionarios de la Casa Blanca durante el mandato de Donald Trump, se han negado a hablar sobre lo ocurrido en el asalto al Capitolio, como en el caso de Jeffrey Clark, un exfuncionario del departamento de justicia, que aunque se presentó comparecer, se negó a responder todas las preguntas.

Los comentarios están cerrados.