Locatarios de La Ribera no pueden ser desalojados

En referencia al despojo de locatarios en la delegación de la Ribera aparentemente por integrantes del Ejido, Mario Alejandro Fernández Briseño, síndico municipal, afirmó que no hay elementos legales que obliguen a los locatarios a retirarse de la zona, por ende, todo aquel que sea violentado debe de acudir a las instancias correspondientes a interponer su denuncia.

Manifestó tener conocimiento de los sucesos que se registraron el pasado 16 de mayo, y afirmó que efectivamente los locatarios son permisionarios del Ayuntamiento, quienes están haciendo uso de esos derechos, mismo que solicitaron conforme a la ley.

“Ellos están en todo el derecho y hago la invitación para que denuncien de manera formal a quienes los retiraron porque desconocemos quienes son los que retiraron. Al parecer, y en base a esas denuncias, no se identificaron a las personas que fueron a hacer ese despojo y entonces exhortamos para que hagan las denuncias correspondientes”, expuso.

Aseveró que el Ayuntamiento, al momento de autorizar el uso del espacio es porque cuentan con los antecedentes para poder hacer el otorgamiento de los permisos y si están vigentes “nosotros debemos garantizar que se puedan hacer uso de ellos”.

Con respecto a quién pertenece la zona, señaló que de origen pude ser ejidal. No obstante, desde hace años se tiene la certeza de que es una vía pública, y a la fecha la dependencia que encabeza no cuenta con alguna solicitud formal por parte del Ejido, aunque desconoce si la haya en la Dirección General de Desarrollo Urbano, que es el área que de ser el acaso tendría que autorizar alguna lotificación.

“Sin embargo, repito, en Sindicatura no, y nosotros tenemos identificado que es una vía pública, tenemos antecedentes y bueno, habría que revisar que cumpliera con las caracterizas mínimas que señala la propia ley para hacer una lotificación al respecto, también hay que recordar que interviene la junta estatal de caminos, quien es parte fundamental en este tema”, aseveró.

Por todo lo anterior afirma que no hay elementos legales que obliguen a los locatarios a retirarse de la zona, por ende, todo aquel que sea violentado debe de acudir a las instancias correspondientes a interponer sus denuncias, de lo contrario no habrá manera de que la ley pueda aplicar algún recurso en contra de los agresores quienes bien pueden ser particulares que dicen representar al Ejido, cuando puede ser que no. Por lo tanto, puntualizó que las denuncias son de suma importancia para poder llegar al fondo de los hechos.

Los comentarios están cerrados.