México revira a Parlamento Europeo: “Ya no somos colonia de nadie”

Luego de que el Parlamento Europeo urgió al gobierno mexicano a actuar de manera contra los ataques a los periodistas y los defensores de derechos humanos, en un tono poco diplomático, la Presidencia de la República les pidió primero informarse para que no se “sumen como borregos a la estrategia reaccionaria y golpista del grupo corrupto que se opone a la Cuarta Transformación”.

Te puede interesar: Parlamento europeo pide a México proteger periodistas

Por medio de un comunicado, el gobierno mexicano exhortó al Parlmento Europeo a que para la próxima se informen y lean bien las resoluciones que les presentan antes de emitir su voto, que “no olviden que ya no somos colonia de nadie” y que olviden su “manía injerencista” disfrazada de buenas intenciones” pues ellos no son “el gobierno mundial”.

En el documento, la Presidencia aseguró que en México no se reprime a nadie y que se respeta la libertad de expresó y afirmó que el Estado mexicano no viola derechos humanos.

“A los diputados del Parlamento Europeo: Basta de corrupción, de mentiras y de hipocresías. Es lamentable que se sumen como borregos a la estrategia reaccionaria y golpista del grupo corrupto que se opone a la Cuarta Transformación, impulsada por millones de mexicanos para enfrentar la monstruosa desigualdad y la violencia heredada por la política económica neoliberal que durante 36 años se impuso en nuestro país. Sepan diputados europeos, que México ha dejado de ser tierra de conquista y, como en muy pocas ocasiones en su historia, se están haciendo valer los principios libertarios de igualdad y democracia. Aquí no se reprime a nadie, se respeta la libertad de expresión y el trabajo de los periodistas”.

En el comunicado, el gobierno mexicano reiteró que el Estado no viola los derechos humanos como. Afirmó,  sucedía en gobiernos anteriores, cuando “ustedes, por cierto, guardaron silencio cómplice”.

Manifestó que a diferencia de las naciones europeas, el gobierno del presidente López Obrador ha optado por la no violencia y es partidaria del dialogo, y no de la guerra, no envía armas a ninguna país “como ustedes lo están haciendo ahora” en referencia a la invasión de Rusia a Ucrania.

“México es un país pacifista que ha optado por la no violencia y somos partidarios del diálogo, no de la guerra; no enviamos armas a ningún país bajo ninguna circunstancia, como ustedes lo están haciendo ahora.

Si estuviésemos en la situación que ustedes describen en su panfleto, nuestro presidente no sería respaldado por el 66% de los ciudadanos, como lo publicó ayer la encuesta de la empresa Morning Consult que lo coloca en segundo lugar entre los principales mandatarios del mundo. Dicho sea de paso, con más aprobación que los gobernantes europeos”.

“Para la próxima, infórmense y lean bien las resoluciones que les presentan antes de emitir su voto. Y no olviden que ya no somos colonia de nadie. México es un país libre, independiente y soberano. Evolucionen, dejen atrás su manía injerencista disfrazada de buenas intenciones.

Ustedes no son el gobierno mundial y no olviden lo que decía ese gigante de las Américas, el presidente Benito Juárez: “Entre los individuos, como entre las naciones, el respeto al derecho ajeno es la paz”.

El parlamento Europeo aprobó una resolución por 607 votos a favor, dos en contra y 73 abstenciones, para urgir a México proteger a los periodistas y protectores de los derechos humanos, en el contexto en que van siete periodistas asesinados sólo en lo que va del año en nuestro país.

Comunicado de México al Parlamento Europeo, texto completo
A los diputados del Parlamento Europeo:

Basta de corrupción, de mentiras y de hipocresías.

Es lamentable que se sumen como borregos a la estrategia reaccionaria y golpista del grupo corrupto que se opone a la Cuarta Transformación, impulsada por millones de mexicanos para enfrentar la monstruosa desigualdad y la violencia heredada por la política económica neoliberal que durante 36 años se impuso en nuestro país.

Sepan diputados europeos, que México ha dejado de ser tierra de conquista y, como en muy pocas ocasiones en su historia, se están haciendo valer los principios libertarios de igualdad y democracia. Aquí no se reprime a nadie, se respeta la libertad de expresión y el trabajo de los periodistas. El Estado no viola los derechos humanos como sucedía en gobiernos anteriores, cuando ustedes, por cierto, guardaron silencio cómplice.

México es un país pacifista que ha optado por la no violencia y somos partidarios del diálogo, no de la guerra; no enviamos armas a ningún país bajo ninguna circunstancia, como ustedes lo están haciendo ahora. Si estuviésemos en la situación que ustedes describen en su panfleto, nuestro presidente no sería respaldado por el 66 por ciento de los ciudadanos, como lo publicó ayer la encuesta de la empresa Morning Consult que lo coloca en segundo lugar entre los principales mandatarios del mundo. Dicho sea de paso, con más aprobación que los gobernantes europeos.

Para la próxima, infórmense y lean bien las resoluciones que les presentan antes de emitir su voto. Y no olviden que ya no somos colonia de nadie. México es un país libre, independiente y soberano. Evolucionen, dejen atrás su manía injerencista disfrazada de buenas intenciones. Ustedes no son el gobierno mundial y no olviden lo que decía ese gigante de las Américas, el presidente Benito Juárez: “Entre los individuos, como entre las naciones, el respeto al derecho ajeno es la paz”.

Los comentarios están cerrados.