NASA rumbo a Marte, ¿de qué está hecho su vehículo espacial?

El “rover Perseverance Mars” de la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA), que transportará por primera vez al ser humano a Marte en 2024, es un vehículo espacial con historia, ya que fue diseñado y fabricado con distintas piezas alusivas al arte, tributos históricos y otras reliquias, que lo convierten en toda una experiencia visual. Conoce qué hay detrás de ellas. 

De acuerdo con la agencia de gobierno estadounidense, los símbolos, lemas y pequeños objetos agregados a la nave tienen diferentes propósitos, tanto funcionales como decorativos.

Entre estos materiales viajarán desde fragmentos de meteoritos hasta chips con los nombres de casi 11 millones de personas que formaron parte de las actividades preparativas del lanzamiento de esta misión. 

Su presencia forma parte de una tradición que data de las primeras expediciones espaciales. En aquellos tiempos eran denominados como “extras”. La jerga actual de la agencia los llama “festón”

Junto con los festones, el Perseverance Mars transportará instrumentos científicos y tubos de muestreo en los que se guardará rocas marcianas, destinadas a la Tierra. 

Perseverance fue construido en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA, en el sur de California. Los técnicos de la agencia aseguraron que cada uno de los ornamentos que fueron colocados a bordo del rover tiene un doble propósito. 

En la etapa temprana de las expediciones de la NASA, los extras consistieron en llevar consigo una placa que formó parte del Pioneer 10 y 11, sondas espaciales que fueron lanzadas durante la década de 1970. Este objeto mostraba a una mujer y un hombre, con el objetivo de comunicarse con los viajeros distantes que pudieran dar con la nave. 

Mientras que en el 2004, los rovers Opportunity y Spirit fueron fabricados con restos metálicos de las Torres Gemelas.

“Este tipo de adornos añaden elementos artísticos en misiones que de otro modo estarían dominadas únicamente por la ciencia y la tecnología, así como tributos duraderos a colegas que han ayudado a allanar el camino para la exploración del espacio por parte de la humanidad”, expuso Jim Bell de la Universidad Estatal de Arizona.

Bell formó parte del equipo que atavió a distintos rovers de la NASA, incluido el Perseverance. El investigador participó también en la colocación de cámaras con zoom, que capturarán imágenes a color de la superficie marciana.

Las “Mastcam-Z” funcionarán como los “ojos” principales de Perseverance y servirá como una clase de reloj de sol. Su lema es: “Dos mundos, un comienzo”, que hace referencia a que tanto la Tierra, como el Planeta Rojo crecen a partir del mismo polvo proto-estelar.

El reloj de sol, encargado de buscar signos de vida microbiana antigua en la superficie de Marte, lleva grabada la frase de: “¿Estamos solos? Vinimos aquí para buscar señales de vida y recolectar muestras de Marte para estudiarlas en la Tierra. Para quienes lo sigan, deseamos un buen viaje y la alegría del descubrimiento”.

Otro fetón es “Sherloc”, llamado así por el detective ficticio, un GPS que escaneará entornos habitables con frecuencias vibratorias y luminiscencia para productos orgánicos y químicos.

Sherlock está asociado con Watson, que es una cámara diseñada para llevar a cabo operaciones de ingeniería. “Siempre que Watson toma una foto del objetivo, los fanáticos del geocaching podrán buscar las imágenes a medida que aparecen en la galería de imágenes de Perseverance”, agregó Bell.

Otros de los extras que van a bordo del rover será un meteorito marciano que forma parte de “SuperCam”. Este instrumento es un láser que golpea y mide el vapor de rocas para determinar su composición.

Las partes de la SuperCam elaboradas por roca fueron proporcionadas por el “Centre National d’Etudes Spatiales”, la agencia espacial francesa, junto con fragmentos de meteorito.

Además, el rover lleva plasmado un símbolo que hace referencia a las complejidades sociales que el mundo entero ha afrontado a partir del Covid-19.

El equipo de la NASA quería reconocer los desafíos que enfrentan los trabajadores de la salud que han arriesgado sus vidas para ayudar a los afectados por la pandemia.

Por ello se agregó una placa de aluminio especial que resguarda una imagen del planeta Tierra sostenida por la Vara de Asclepio, un antiguo símbolo griego que muestra una vara entrelazada con serpientes para simbolizar la curación y la medicina.

Los comentarios están cerrados.