EN LOS DÍAS DEL CUBREBOCAS

Personas usando cubrebocas

Tecla 7/6

Columnas de militares y policías inhiben concentraciones en las playas en Los Cabos, la presidente municipal de Los Cabos, Armida Castro (Morena), encabeza la campaña de concientización para el uso del cubrebocas, el diputado local Ramiro Ruiz (Morena) desde La Paz, plantea sanciones para quienes no lo usen. Y de plano en otros lugares como Toluca, las sanciones van a hasta lo dos mil pesos y arresto por 23 horas.

No queda en claro, por qué el presidente López Obrador (Morena) no usa el cubrebocas. Ni por qué ni gobiernos locales ni colaboradores cercanos a Presidencia no asumen un llamado para que se lo ponga. No mirar a López Obrador desde los ámbitos locales, pero sí actuar contra ciudadanos, sólo exhibe debilidad política. Es una contradicción flagrante.

En Jalisco, al desbordar el uso de la fuerza policial por el presunto no uso de un cubrebocas, cobró, a la mala, la vida de un ciudadano. Las reacciones sociales terminarían, como es sabido, por sacudir a Guadalajara.

No obstante, con todo y los sentimientos contraídos por encierro por el COVID-19 y condiciones económicas lamentables, de aplicarse en Baja California Sur sanciones que quedarían como instrumento permanente y a criterios locales, que tendrían que ver con el Bando de Buen Gobierno y Policial Municipal sólo se expondría a los propios policiales por reacciones ciudadanas y al propio ambiente social.

El diputado local Ramiro Ruiz se ha pronunciado porque las sanciones tengan carácter de Ley.

El diputado local ha propuesto que, ”en Baja California Sur sea tipificado y sancionado como faltas de policía y buen gobierno: el abstenerse de usar cubrebocas, mascarillas protectoras o cualquier dispositivo protector en vía pública o lugares públicos, cuando así lo dispongan las autoridades sanitarias competentes en el estado en caso de pandemias, epidemias o cualquier evento que ponga en riesgo la salud de las ciudadanas y ciudadanos del municipio”.

Durante la sesión ordinaria virtual, se cita en un comunicado del Congreso del Estado, el legislador propuso reformas y adiciones al 7°, de la Ley que establece las bases normativas en materia de Faltas al Bando de Policía y Buen Gobierno y demás reglamentos municipales.

“Requerimos —dijo— una autoridad estatal y municipal mucho más proactiva en la aplicación de la Ley y de estrategias para atender de manera integral la pandemia. Aquí de ninguna manera valen riesgos políticos, colores e ideologías partidistas, lo que vale es ejercer la autoridad y defender los intereses de la comunidad”.

Fue turnado a las comisiones unidas de la salud y la familia y asuntos fiscales.

Sin embargo, de morenista a morenista, el diputado Ruiz omitió señalar que el presidente López Obrador no usa cubrebocas. De hecho, el Presidente en fechas recientes ironizó al decir que si por el cubrebocas mejoraría la economía se lo pondría de inmediato.

La rudeza desde la legislatura de Baja California Sur ya no alcanzó para esas imágenes que se proyectan a millones de mexicanos de López Obrador sin cubrebocas. Nada de algún mensaje o pronunciamiento a Palacio Nacional. Vaya, ni siquiera a Hugo López-Gatell, cabeza nacional visible de la campaña contra el coronavirus, quien no obstante no comulga ni con pruebas ni con cubrebocas. Para eso está la “fuerza moral” considera —así de esas con el científico de la 4T—. ¡Ah! pero eso sí, “ahí están los ciudadanos. Échenles a la policía”. Vaya.

Hacia el Sur, a 200 kilómetros de distancia, en la misma jornada; ayer, el pronunciamiento en Los Cabos fue diferente: no sólo concientización, también la entrega de 40 mil cubrebocas a la población, con la aportación de los gobiernos estatal y municipal, y de organismos que nutren al CCC.

La alcaldesa Armida Castro, el representante del Gobierno del Estado, Alberto González; el presidente del Consejo Coordinador de Los Cabos, Julio Castillo; y el líder estatal de la CROC, Esteban Vargas, presidieron sin garrote en mano, el simbólico banderazo de la campaña de concientización.

Ayer en Los Cabos hubo coincidencias proactivas.

Queda por saber si el Cabildo cabeño haría eco por sanciones —no se ve así—, tal cual se plantea en el Congreso —con casos de por medio como el antes referido de Toluca—.

Lamentablemente no falta quien no entiende que cuidar la salud es cuidar a la familia. Y cuidarse todas y todos, tiene que ver con la propia salud económica del destino. Es de destacar por tal, el paso por la concientización e insistir e insistir sobre el tema.

Coincidencias como las de ayer en Los Cabos, por no bajar la guardia en contra del coronavirus, por igual debería de llevar a mesas efectivas de trabajo con organismos federales del sector salud: ¿reciben a trabajadores con posibles riesgos del Covid 19, les dan una semana de incapacidad. Pero, los regresan a sus hogares, sin verificar qué tienen, poniendo en riesgo a otros?

Hay que irle sacando piedras al saco, para que vaya pesando menos.

Mejor aún, cuando más manos y conciencias se suman por Los Cabos.

GRILLAS Y GRILLOS

 —Con el primer día del caso Lozoya, mucho ruido y pocas nueces. Se dijo inocente, que requiere la consideración judicial de “criterio de oportunidad”. Y no pisará la cárcel. Hoy se sigue con el caso. ¿Justicia por videos? Ayer martes, hoy miércoles, en el calendario del morbo.

¡Comparte ahora!

Lo más nuevo

Óptimas condiciones  de los Rellenos  Sanitarios de Los Cabos
Óptimas condiciones de los Rellenos Sanitarios de Los Cabos
24 octubre, 2020
Campaña de limpieza en  colonia Bugambilias de CSL
Campaña de limpieza en colonia Bugambilias de CSL
24 octubre, 2020
Veinte ganadores de “La Cultura Mueve Digital segunda edición”
Dan a conocer a ganadores del concurso “La Cultura Mueve Digital segunda edición”
24 octubre, 2020
Entrega Gobierno de Los Cabos más de 900 apoyos en Miraflores
Entrega Gobierno de Los Cabos más de 900 apoyos en Miraflores
24 octubre, 2020
Benefician a Santa Catarina  con material para construcción
Benefician a Santa Catarina con material para construcción
24 octubre, 2020