Agustina se preocupa por la temporada de lluvias, pues su casa está en pleno paso de arroyo

Agustina se preocupa por la temporada de lluvias, pues su casa está en pleno paso de arroyo

Vicky Carrión

Cabo San Lucas.- Uno de los miedos de Agustina es que lleguen las lluvias y causen afectaciones a su sencilla casa ubicada en pleno paso de arroyo en la colonia Las Antenas.

Su rostro se endurece para atinar a decir “Vivíamos en un cuarto de renta, pero nos querían subir a cuatro mil pesos y la verdad ya no podíamos; era un solo cuarto y el baño lo compartíamos con otra familia”.

Añade “Desde hace un año nos venimos para este terreno, pero ya nos dijeron los vecinos que cuando comienza la lluvia es mucha agua la que corre por este lado y la verdad ya me dio miedo.“

“Mi esposo trabaja en una obra por la carretera; no es mucho, pero sí cada semana le pagan y queremos comenzar a construir; pero siempre da pendiente porque no es seguro y no venden el terreno, nos lo traspasaron”.

Agustina Antero López tiene cuatro hijos, agrega que del último embarazo se vio muy mal y ya se operó “cuando nació mi niño el más chico me puse muy mal, estuve en el hospital en Guerrero, me dio diabetes y aunque estuve controlada todo el embarazo después me puse mal“.

“A raíz de ahí quedé un poco mal, pero tengo Seguro Popular y cada mes voy a consulta,  mi  niño ya tiene cuatro años; pero sí necesitamos tener un terreno para poder construir, necesitamos un pie de casa para poder tener algo seguro “.

La preocupada madre de familia hace una pausa  y continúa “es que ahora sí ya me dio mucho miedo, me dicen que se pone muy feo, que cuando entran los huracanes es horrible y cuando son lluvias también se pone feo”.

“Al principio pensé que la gente exageraba, pero aquí hace mucho calor, más que en mi pueblo; nosotros en la noche le batallamos para dormir, mi esposo y dos de los niños duermen afuera porque adentro se siente mucho calor “.

“Pero siempre da pendiente, pues ya a algunos vecinos les han robado estando ellos adentro y eso es lo que sí me preocupa mucho”.

“Ahora para que entren a la escuela ya les he ido comprando cuadernos,  algunos otros son reúsados porque se les tiene que sacar provecho, sino luego se van a la basura y no estamos para eso”.

“Solo quiero tener un terreno para que mis hijos tengan una casita segura, porque no quisiera que pasara algo malo; eso me hace pensar mucho y todos los días le pido a Dios, porque pues ya estamos en plena temporada de lluvia y me preocupa”.

Comparte