La falta de inclusión, por desinterés de gobiernos y ciudadanos

La falta de inclusión, por desinterés de gobiernos y ciudadanos

Calles con postes a mitad de rampas para discapacitados o aceras, falta de infraestructura, botes de basura obstaculizando el paso y gente estacionada en zona azul solo un pequeño ejemplo

Derivado de un reporte ciudadano, CPS Noticias dio a conocer que en la comunidad “Rincón de la Playa” y sobre la calle “Pez Gallo” cerca de 15 postes de luz se encuentran instalados a mitad de la acera, así como de rampas de discapacitados y a ello se suma que los habitantes colocan los botes de basura, imposibilitando así su uso lo que es un claro ejemplo de la falta de inclusión en Los Cabos.

Al respecto, Rubén Ocampo Licea, ex director del Instituto para el Desarrollo e Inclusión de las Personas con Discapacidad y actual empresario de Los Cabos, destacó que tanto en Los Cabos como en México la falta de inclusión se debe a que la gente cree que esta es hacerles un favor a los discapacitados aunado al desinterés de los gobiernos y la sociedad.

Manifestó que durante los 20 años que lleva usando una silla de ruedas dicha problemática ha existido y es por ello que hace poco más de 6 años, un grupo de ciudadanos presentaron ante las autoridades un proyecto que demostraba que Cabo San Lucas no cuenta calles planificadas y mucho menos cumplen con las reglas de arquitectura para un libre acceso a las personas con discapacidad.

“El problema es que nunca se quiso cumplir con la norma mundial de arquitectura, muchas veces hacían rampas, pero no cumplían la norma, respetuosamente les decíamos que más bien eran rampas para diablitos de cerveza y refrescos que para personas en sillas de ruedas, una rampa no se puede llamar como tal si no cumple las normas de arquitectura”, afirmó 

En cuanto a los postes de luz señaló que con el apoyo de la CFE lograron quitar en la delegación 120 alumbrado que estaban entorpeciendo la vialidad tanto de banquetas como de rampas, pero la respuesta siempre ha sido el poste llegó primero.

“Y esto ha sido gobierno tras gobierno, pero lamentablemente quisiera decirte que ojalá fuera solo en Los Cabos es en todo México, no hay una cultura para que las personas en sillas de ruedas anden en la calle con libertad”, expuso. 

Destacó que Cabo San Lucas pese a ser un lugar turístico pocas personas con discapacidad viajan para visitarlo puesto que es una muy mala experiencia transitar un lugar que no cuenta con infraestructura inclusiva y de esto es 100% responsable el Gobierno al no cumplir con la arquitectura necesaria.

Por ello es que el llamado que hace es tanto para el Gobierno para que cumpla con la infraestructura necesaria, así como la ciudadanía para que respeten los derechos de las personas con discapacidad iniciando por no estacionarse en sus lugares. 

Finalmente destacó que las rampas deben de cumplir con una medida universal denominada “10 a 1” que consiste en que por cada metro de inclinación debe de tener un 1 cm de altura puesto que estas deben permitir al portador de una silla de ruedas ser autosuficientes.

 

Fotos: Noé Avilés 

Comparte