Quitare el condón sin consentimiento ya es delito en California

California se convierte en el primer estado de Estados Unidos, en declarar como delito el quitarse el preservativo sin consentimiento durante las relaciones sexuales. A esta practica se le conoce como “stealthing”. 

La polémica sobre este tipo de prácticas surgió gracias a la estudiante de doctorado en el “Columbia Journal of Gender and Law”, Alexandra Brodsky en el año 2017, cuando publicó un artículo sobre el “stealthing”, en donde señalaba la existencia de foros en línea, donde proporcionaban información sobre cómo cometer este tipo de prácticas con éxito.

De acuerdo al gobernador del estado, Gavin Newsom, el jueves se firmo este proyecto que declara como ilegal y “agresión sexual” a este acto, así mismo recalca la importancia de su aprobación, pues con este se subraya la importancia del consentimiento.

Por otra parte, Cristina Garcia quien presentó el proyecto y es miembro de la asamblea declaró que quitarse el preservativo sin consentimiento es “inmoral e ilegal”.

California sostiene que esta práctica puede exponer a las víctimas a embarazos no deseados o enfermedades de transmisión sexual. 

De acuerdo a la ley el agresor es quien provoca el contacto entre el órgano sexual de quien se ha retirado el preservativo y la parte intima de quien no ha dado consentimiento verbal para que este sea retirado.

 

Los comentarios están cerrados.