Reconoce Víctor Castro a gobernadores como máxima autoridad de los estados

Reconoce Víctor Castro a gobernadores como máxima autoridad de los estados
Leticia Hernández Vera San José del Cabo.- El senador y propuesto como delegado del próximo gobierno federal en Baja California Sur, Víctor Manuel Castro Cosío, afirmó que es muy respetable la preocupación de los gobernadores panistas, es normal que tengan dudas sobre la figura de delegados únicos federales en los estados, pero una vez que entre el nuevo gobierno estas inquietudes se irán disipando, dejando en claro que los mandatarios son la autoridad máxima de un estado y no hay nadie por encima de ellos, y reiteró que habrá una transición tranquila y en paz. “No debe haber preocupación de que se vayan a entorpecer las funciones, los gobernadores son la autoridad máxima de un estado y no hay nadie por encima de ellos de acuerdo al pacto federal, no es un asunto de carácter de invasión de espacios, al contrario, va haber una contribución más directa, un diálogo más directo, va a ser más expedita la posibilidad de coordinación, va a lograrse que los recursos se utilicen en forma más adecuada, sin inmiscuirnos en los asuntos de los gobiernos estatales”, dejó en claro. Asimismo dijo que tiene con el gobernador del Estado, Carlos Mendoza, una relación de respeto y así seguirá. “Con el Gobernador del Estado hay buenas relaciones, entiendo sus preocupaciones en términos nacionales o políticos, pero creo que eso no va a dispersar los esfuerzos, vamos a unificar todo el proyecto de bienestar para la gente, cada quien en su esfera de gobierno, es el propósito supremo y el gobierno de AMLO no fallar a la gente respecto al orden político constitucional y a lo que acordamos en campaña para beneficio de la población”, recalcó. Dijo que se pretende con este cambio de estructura gubernamental haya ahorro y se aplique el plan de austeridad correctamente, y habrá respeto irrestricto a autoridades municipales y estatales, no tiene porqué haber controversias. “Lo que más nos interesa como gobierno de transición, es que después del primero de diciembre haya concordia, reconciliación, que no nos quedemos atorados con conflictos de ningún tipo, avanzar en desarrollo en cada una de nuestras comunidades, cada municipio tendrá respaldo pleno del gobierno federal, no es asunto de partidos, el gobierno federal tiene que trabajar en bien de la gente, por el bienestar de la población, este propósito nos debe animar a todos’’, subrayó. Hay 2,300 delegados en el país, para el nuevo gobierno es un gran reto, lo que se pretende es no es estar a ‘contentillo’ de nadie, sino cumplir compromisos, que haya cambio, que se terminen los espacios burocráticos que no han dado resultados positivos, la realidad es que esas delegaciones eran cubiertas bajo visión política, cada espacio cubierto por perfiles políticos, de manera que habrá resultados favorables, se termina una etapa burócrata muy costosa en el país, “debemos estar contentos de no mantener una estructura tan costosa para el país”, observó.
Comparte