Denuncia que restaurante trabaja fuera del horario establecido

Habitantes de la calle Crispín Ceseña en la colonia El Tezal de Cabo San Lucas, denunciaron que conocido restaurante de la zona, no está respetando el horario establecido por el Semáforo de Alerta Sanitario debido a que los fines de semana trabaja hasta el amanecer, cuando el tiempo permitido es a la una de la mañana, inconformes piden la intervención de las autoridades correspondientes.

Algunos habitantes que se encuentran cercanos al negocio que tiene nombre de palabra altisonante, no sólo funge como restaurante sino que lo viernes y sábados después de las 10 de la noche se vuelve un bar karaoke, en el que las personas suelen cantar con música a muy altos decibeles, ocasionando la molestia de quienes están a los alrededores debido a que la actividad dura por largo tiempo  y a deshoras. 

Uno de los vecinos de El Tezal y que se ve afectado con este fandango, refiere que la situación se ha vuelto una costumbre y es que todos los viernes y sábados, el lugar está abierto hasta después de las 5 de la mañana, lo que es imposible conciliar el sueño, así que el denunciante al igual que otros residentes tienen que pasar por el mismo problema, hecho que ha sido denunciado en reiteradas ocasiones y hasta la fecha no hay quien ponga freno a la irregularidad.

Recalcó que es ilógico, que mientras los centueros nocturnos de la colonia centro tienen que apegarse a los horarios establecidos por la autoridad y que es a la 1 de la mañana, este establecimiento aprovechando que está ubicado en zona residencial, lejos de la zona comercial y de los ojos de la autoridad, aprovechan y violentan normas establecidas por instancias sanitarias.

Esta persona que no quiso dar a conocer su nombre, envió videos donde a las 4 de la mañana está en su habitación, mientras la música y la fiesta se escuchaba a todo volumen, irregularidad que ha sido denunciada en reiteradas ocasiones al 911 y nadie atiende el reporte, desesperado pide la intervención de las autoridades pues es injusto estar 2 días en vela.

Los comentarios están cerrados.