Se inauguran ligas infantiles y juveniles de básquetbol de Los Cabos

El 16 de mayo comenzaron las ligas de basquetbol en la cancha de basquetbol de la Unidad Deportiva Rodrigo Aragón Ceseña, el acto fue presidido por distintas autoridades municipales

La fiesta del deporte no se detiene para la comunidad cabeña, porque por mucho tiempo, el basquetbol ha fungido como representante de nuestro municipio en cuestiones deportivas, esta disciplina desde hace mucho tiempo ha sido muy bien recibida por el público y por los equipos con los que se cuentan. 

Buenas noticias para el deporte ráfaga luego de lo vivido por la tarde-noche del lunes 16 de mayo en el famoso recinto deportivo de la Unidad Deportiva Rodrigo Aragon Ceseña que tuvo casa llena, teniendo ambas gradas repletas de público y de escuadras que hicieron su aparición de forma oficial en el arranque de las ligas infantiles y juveniles de Los Cabos además de la “Caupolican”; sin duda, un momento muy especial por el hecho de volver a la acción. 

El evento consistió en la presentación de todas las escuadras participantes, en los diferentes rangos de edades, desde los más pequeños hasta las libres, todas las gradas reunidas para poder apreciar a cada uno de los basquetbolistas que integran a cada equipo. 

Dentro del inmueble se contó con un presidium conformado por diferentes autoridades como el presidente de la liga, también Carlos Castro quien es representante del gobierno del Estado, de igual manera, el actual subdirector del Instituto del Deporte del Municipio de Los Cabos, Kristian Ochoa, entre otros. Cada uno de ellos tomó el micrófono y dedicó palabras a la inauguración. 

También se proyectaron distintas imágenes muy representativas del básquetbol que se han vivido en Los Cabos, equipos que se han visto a lo largo del tiempo y jugadores que han destacado fuera del estado, un recuento de fotos que han existido a lo largo de la historia de este deporte local.

Para finalizar, se pudo ver a cada uno los integrantes del presidium lanzando tiros con el intento de encestar, pero no todos lo lograron; sin duda se vivió un momento familiar, en el cual se contó con las porras y gritos del graderío quienes estaban muy felices de retomar las labores basquetbolisticas, todos los presentes participaron de una u otra forma.

Los comentarios están cerrados.