Templos abren de nueva cuenta sus puertas con 30% de aforo

Tras el descenso de contagios por Covid-19, el padre Tomás Vega Geraldo, párroco de la Misión de San José tuvo a bien informar que desde el pasado miércoles 14 de julio, se dio luz verde para que las iglesias puedan abrir sus puertas a sus feligreses.

“El miércoles pasado, por parte de la señora Armida, amablemente nos proporcionó la información, y se nos invitaba a abrir de nuevo con el 30% del aforo, asumiendo claro, como hasta hoy, las normas que ya establecieron que es el tapete, la sana distancia, el gel, la toma de temperatura, el cuidado del espacio, la sanitización del lugar”, afirmó.
 
Destacó que de esta manera es como retomaran las misas las cuales son de lunes a sábado a las 7:30 de la mañana y 7:00 de la tarde en tanto que la dominical es a las 7:00 y 10:00 de la mañana, así como la del medio día y 7:00 de la tarde.  

Así mismo explicó que se tendrá la celebración de los sacramentos, las bodas, bautizos y quinceañeras, pero solo con la asistencia y participación de los implicados para evitar aglomeraciones.
 
Aseveró que la pasada oleada de contagios dejó en claro que si no se asumen y cumplen las normas de salud habrá consecuencias pues la pandemia no tiene palabra.

“Si correspondemos a ellas pues nos va bien a todos, y si quisiera aprovechar para invitar a la comunidad a que no bajemos la guardia, estamos en una situación todavía difícil, con alto número de contagios; algunos conocidos lejanos, cercanos también han enfrentado ya la pérdida familiar de un ser querido y yo creo que esto nos mueve a la solidaridad, nos mueve a la responsabilidad, solidarizarnos con el personal médico que está también haciendo su papel”, expresó.

Así mismo hizo el llamado para que toda la población acuda a vacunarse, a que no tengan miedo pues esta es un respaldo y respiro de lo que todavía se tienen que enfrentar con las nuevas cepas de Covid-19 que hoy más que nunca están afectando al sector joven. 

Finalmente, el Párroco invitó a la toda la población a asumir la actual situación como algo que se va a quedar, por lo tanto, depende de los cuidados y la responsabilidad de cada uno, para que lo hoy ganado no sea temporal y que corresponda de verdad a una madurez humana que demuestre que se respeta la vida de los demás y la personal.

 

Foto: Julio Parra

 

Los comentarios están cerrados.