Turismo internacional tiene su peor inicio de año en la historia

El turismo internacional tuvo su peor inicio de año en la historia, debido a las medidas restrictivas por el repunte de la pandemia, en particular, se amplió el requisito de pruebas negativas de Covid-19 a todos los pasajeros aéreos que ingresan a Estados Unidos a partir del 26 de enero.

La situación fue similar desde el 7 de enero para los pasajeros aéreos que viajan a Canadá y, posteriormente, el gobierno de Justin Trudeau suspendió los vuelos entre Canadá y México hasta el 30 de abril.

México captó 934 millones de dólares (18 mil 700 millones de pesos) por el gasto que efectuaron los visitantes del exterior durante su desplazamiento y estancia en enero pasado, muestran los resultados de las Encuestas de Viajeros Internacionales que el Inegi dio a conocer esta mañana de miércoles.

Se trata de los menores ingresos para un mes similar desde 2004, cuando entraron 909 millones de dólares.

La cifra de 2021 equivale a menos de la mitad (-59%) de lo obtenido en el mismo periodo de 2020 y significa la caída más profunda en al menos 41 años para un mes de enero, pues desde que hay cifras disponibles, a partir de 1980, las divisas turísticas no reportaban un colapso así al inicio de año.

Los sondeos del Inegi revelan que el país recibió un total de 1.9 millones de turistas internacionales en enero, un derrumbe histórico de 49% con relación a 2020.

Luego de que se anunció que los vuelos entre Canadá y México fueron suspendidos, el presidente del Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET), Braulio Arsuaga, advirtió que 2021 puede ser “mucho peor” para el turismo que 2020.

“Con un volumen de ocupación y la tarifa bajos, el volumen de ingresos que tenemos hace que ningún hotel sea rentable. Probablemente febrero será el peor mes de toda la pandemia”, dijo el también director del Grupo Presidente.

Estados Unidos y Canadá enviaron a ocho de cada 10 turistas internacionales que llegaron a México el año pasado.

El secretario de Turismo, Miguel Torruco, estima que, ni siquiera en el mejor de los escenarios, la también llamada industria sin chimeneas logrará recuperarse durante 2021 de las pérdidas que le ocasionaron las restricciones por la pandemia el año pasado.

Para 2021, prevé que, en un escenario optimista, México puede recibir 16 mil millones de dólares por el gasto efectuado de viajeros internacionales, 35% menos que en 2019, antes de la pandemia.

En cuanto a la cantidad de turistas extranjeros, proyecta la llegada, en el mejor de los casos, de 33.1 millones y significa una disminución de 26% frente a 2019.

Los comentarios están cerrados.